Adicción a la máquina tragamonedas: consejos para afrontarla (y evitarla)

La adicción a las máquinas tragamonedas afecta cada vez a más jugadores, por lo que es importante investigar el tema, comprender los factores clave y cómo evitar o resolver el problema.

Hoy en día hay cada vez más gente se apasiona por las máquinas tragamonedas en línea y se inscribe en un casino para empezar a jugar. Sin embargo, a menudo puede suceder que tengan un trastorno del juego, es decir, que desarrollen una verdadera adicción a las máquinas tragamonedas. Esto puede causar varias molestias, incluyendo comportamiento obsesivo, demasiada frecuencia de juego, y claramente mucho daño emocional y psicofísico, a menudo una consecuencia directa del dinero que se pierde debido a esta adicción.

En este artículo intentaremos arrojar luz sobre las causas, los síntomas y los remedios de la adicción a las máquinas tragamonedas, para que podamos comprender plenamente el problema y podamos jugar de manera responsable y sin arriesgar nuestra salud y nuestra economía personal.

¿Qué es la adicción a los juegos y a las máquinas tragamonedas?

Cuando hablamos de adicción al juego nos referimos a un trastorno (clasificado en trastornos no relacionados con sustancias) que conduce a un hábito excesivo o a un comportamiento repetido a lo largo del tiempo, y que provoca diversas molestias. Una adicción al juego puede tener, de hecho, como consecuencias negativas no sólo la pérdida de grandes sumas de dinero, sino también el sufrimiento mental y el deterioro de las relaciones humanas y sociales.

Este problema afecta al sistema dopaminérgico, y es precisamente ese estado de placer y adrenalina el que el jugador comienza a buscar obsesivamente, hasta que se vuelve totalmente dependiente de él. A esto hay que añadir, sin duda, el conjunto de efectos visuales y sonoros y todos los demás estímulos de la máquina tragamonedas que nuestro cerebro asocia con el placer, y por lo tanto liberan altas cantidades de dopamina en nuestro cuerpo.

Cómo reconocer la dependencia de las máquinas tragamonedas

Pero, ¿cómo reconocer este trastorno? El problema surge cuando empiezas a sentir una necesidad abrumadora de jugar, y como resultado inviertes mucho más tiempo y dinero que antes en el juego.

Uno de los primeros signos es el aislamiento: a menudo los adictos al juego abandonan las demás áreas de su vida, poniendo también en riesgo las relaciones amorosas, la familia, el trabajo, y sobre todo dedican la mayor parte de su tiempo libre al juego. Volviendo al factor económico, la siguiente fase lleva al jugador a invertir más de lo que puede permitirse, lo que le lleva a endeudarse.

Los adictos al juego suelen descuidarse a sí mismos y a sus compromisos y adquieren un estilo de vida poco saludable con ritmos de sueño irregulares. No hay que olvidar que una característica común de muchos jugadores «fuera de control» es que tienden a ocultar el problema a los demás, y por lo tanto la frecuencia de las apuestas y el dinero gastado. En una segunda fase, sin embargo, prácticamente todos se enfrentan al problema de no poder parar.

Cómo dejar de jugar a las tragamonedas

Hablando de prevención, lo mejor es jugar responsablemente y entender desde el principio cuándo es el momento de parar, tanto en caso de victorias satisfactorias como de grandes pérdidas. Las pérdidas, de hecho, también forman parte del juego y lo mejor es aceptarlo: el riesgo es de que mientras se tratar de recuperar las pérdidas se entra en un túnel del que es difícil salir.

En general, entonces, debes evitar absolutamente empezar a jugar cuando ya tienes deudas. También es necesario saber cómo establecer límites de tiempo y dinero y no jugar si ya se está experimentando estrés o ansiedad.

Si, por el contrario, la adicción ya ha alcanzado una fase superior, es posible ponerse en contacto con los Servicios de Adicciones Patológicas de las Autoridades Sanitarias Locales. Estos centros pondrán a disposición del jugador un equipo de médicos, trabajadores sociales o psicólogos y le ayudarán en el diagnóstico y el tratamiento de la adicción. Además, hay muchos sitios o portales en los que se puede encontrar asistencia o ayuda para comprender la mejor manera de resolver el problema.

En general, no hay nada mejor que conocer todos los peligros y síntomas de la adicción a las máquinas tragamonedas, para poder tomar conciencia del problema y poder prevenirlo tomando todas las precauciones necesarias. Jugar de forma responsable es la base para divertirse y mantenerse a salvo de todos los riesgos del juego.